Comunicados

Niñas y adolescentes deben ser reconocidas como participes del cambio social para avanzar hacia la igualdad.

• Las niñas y adolescentes deben ser reconocidas como personas sujetas de derecho y dejar de ser objeto de protección: Expertas y expertos internacionales.

• Las #NiñasPoderosas reconocen el legado de mujeres y niñas de generaciones anteriores, viven en contacto con su realidad, hacen cosas por su país, hacen redes de solidaridad y lucha por los derechos humanos; experimentan curiosidad, solidaridad, creatividad y exposición a la diversidad.

28 de mayo de 2021.- La iniciativa Tejiendo Redes Infancia para América Latina y el Caribe llevo a cabo el tercer y último día de actividades en torno al IV Seminario de Pensamiento Latinoamericano sobre los derechos de la infancia #NiñasPoderosas, donde participaron más de 30 conferencistas especialistas en derechos de las mujeres, representantes de organismos internacionales, sociedad civil y niñas, adolescentes y jóvenes poderosas de Latinoamérica, quienes se unieron para exigir la garantía de sus derechos y en particular el derecho a una vida libre de violencias.
En el tercer día de actividades se abordaron diversas temáticas asociadas a la garantía de los derechos de la niñez con énfasis en niñas y mujeres adolescentes. El evento se realizó en un formato hibrido, dada la contingencia sanitaria bajo la conducción de Ana Francis Mor, cabaretera, escritora y activista mexicana.
El primer tema abordado fue el “Desafío de la observación general conjunta para visibilizar a las niñas” desarrollado por Leticia Bonifaz Alfonzo, integrante del Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer. Bonifaz recordó que los derechos de la niñez nacieron en el siglo XX y que actualmente las infancias pasaron de ser objeto de protección a ser sujetos de derechos y que el mayor reto lo tienen los Estados, porque ya no se puede continuar con derechos que se quedan solo en papel.

Para abordar el tema ¿Qué tipo de educación queremos las niñas y adolescentes? Camila Olin, integrante de #EvalucacionJusta y activista por el derecho a la educación, expresó que en el sistema educativo actual, se sobrevive, no se aprende y que el promedio de calificaciones termina por definir las posibilidades en el proyecto de vida de cada niña y adolescente, aún cuando esto no define quién eres, advirtió. La joven llamó la atención sobre el hecho de que el sistema educativo de hoy no está adaptado a las necesidades de las nuevas generaciones.
“Para el sistema educativo las niñas somos invisibles; hay situaciones que tienen que ver con el estatus social que fracturan el proceso de aprendizaje. La educación es un privilegio, incluso antes de la pandemia olvidamos que la educación es un derecho universal”, refirió. También señaló que durante la emergencia sanitaria mundial por el COVID-19, la violación a estos derechos se agudizó. Como ejemplo, citó cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), quien reportó que 5.2 millones de estudiantes abandonaron sus estudios a causa de la pandemia, quedando sin respuesta algunas incógnitas como ¿Qué va a pasar con los proyectos de vidas de quienes abandonaron las clases y cuántos de ellos podrán regresar a las aulas?
“La educación será feminista o no será”, agregó.
Tania Ramírez Hernández, directora ejecutiva de la Red por los Derechos de la Infancia (REDIM) organización que auspicio el Seminario en México, señaló que la violencia de Estado actualmente está lastimando la vida de miles de niñas, un escenario que hace fundamental fortalecerles, consideró.
Desde su perspectiva, hay premisas presentes en las vidas de las #NiñasPoderosas entre la que destacan el reconocimiento al legado de mujeres y #NiñasPoderosas por parte de las generaciones anteriores. Además de que viven en contacto con su realidad, hacen cosas por su país, crean redes de solidaridad y de lucha por los derechos humanos fundamentales.
Otro de los tópicos analizado fue la “Iconoclasia feminista. Retos actuales del feminismo en la protesta social”, tema que abordó Carla Ríos, integrante de la Brigada Humanitaria de Paz “Marabunta”, quien señaló que las mujeres jóvenes están creando cambios de realidad en su entorno. Desde su experiencia como brigadista, relató que las personas que están en la lucha y defensa de sus derechos humanos, a través de la protesta social, son víctimas de distintas formas de violencia que las ha llevado a buscar vías legales y acudir a la movilización social para acceder a la justicia. Señalo que los retos para la sociedad son dejar de señalar la movilización como algo peligroso, ya que las movilizaciones en espacios públicos no tienen por qué ser peligrosas, además de acompañar en su causa a las mujeres jóvenes que están en movilización luchando por sus derechos.
Citlali María y Miriam Elizabeth, dos niñas indígenas e integrantes del Colectivo Código F, compartieron con la audiencia “una mirada interseccional de las niñas indígenas feministas”. En su intervención hablaron de las razones por las que el feminismo es un asunto de las niñas.
“Estamos al margen del derecho de la educación. Se tiene la idea de que como niñas en una comunidad indígena nacimos para casarnos; el confinamiento y la pandemia han expuesto a niñas y adolescentes al interior de su familia a situaciones de violencia. Durante mucho tiempo los niños han tenido mas privilegios por el simple hecho de ser niños. El feminismo nos permite ser lideres de nuestras vidas. Lo que queremos lograr es que todas sepamos qué queremos para nuestras vidas”, reflexionaron.
Para hablar de la importancia de representar a la diversidad de la humanidad Raquel Ramírez, integrante de Wikimedia México, explicó el tema “Lo que no se nombra no existe”.
“Durante mucho tiempo nos dijeron que el genérico de la humanidad en masculino es neutro, la realidad es que nos invisibiliza. Venimos de una sociedad androcentrista que toma como referente de la humanidad a los hombres, es necesario romper con esos mandatos”, puntualizó. De acuerdo con la experta, solo 22% de las biografías disponibles en el sitio de consulta Wikimedia son de mujeres. De cada 10 personas que escriben en el sitio, solo una es mujer, mientras que en la historia de México solo han existido nueve gobernadoras. “
Necesitamos hacer más registros potentes de las mujeres para no invisibilizarnos”, recordó.
Nora Huerta, integrante de Las Reinas Chulas, una compañía de teatro-cabaret mexicana, participó también en el evento a través de la presentación de un Sketch en donde se retrataron las múltiples tareas cotidianas de mujeres jóvenes y adolescentes, retratando así el sufrimiento como algo aprendido con normalidaad y de forma cotidiana en la vida de las niñas, adolescentes y mujeres.
“Tenemos que aprender a reír, me gusta imaginar que estamos escribiendo otra historia para niñas y niños”, dijo la actriz.
La sociedad actual vive dentro de una estructura en donde las mujeres son puestas al cuidado de otros. Resulta indispensable hablar de los roles de los hombres y trabajar las masculinidades en niñas y niños. Es también importante cuestionarnos los roles de genero y hablar de educación sexual para decidir anticonceptivos, disfrutar y tener incluso la capacidad de elegir un aborto legal. En México, 16.2% de los embarazos ocurren en adolescentes entre 15 y 19 años, añadió Isabel Erreguerena, codirectora de la organización Equis Justicia para las mujeres durante la exposición del tema: Maternidades feministas, libres y seguras.
El tercer día del Seminario #NiñasPoderosas contó también con la participación de Friné Salguero, directora Ejecutiva del Instituto de Liderazgo Simone de Beauvoir, para explicar parte del trabajo que se hace desde REDefineMx, una red de jóvenes activistas que educa a jovenes de ambos sexos como líderes de sus vidas y en especial de sus derechos sexuales y reproductivos. Salguero apuntó la importancia de que tanto ellos como ellas puedan reconocer su capacidad para exigir sus necesidades.
“Tenemos que preguntarles a las infancias y juventudes qué quieren en sus vidas ante el vacío institucional, de políticas públicas y de presupuesto. Las políticas no están enfocadas en las infancias, no se les pregunta qué es lo que quieren”.
Yésica Sánchez Maya del Equipo Directivo de Consorcio Oaxaca aportó también sobre un tema que pocas veces es visibilizado, como es la defensa de quienes “defienden los derechos de las mujeres”. La activista precisó que las defensoras de derechos se autodenominan semillas de esperanza, de cambio y de esperanza y que el activismo siempre logra cambios colectivos, pero que su protección también es necesaria y urgente, ya que México es uno de los cuatro (4) países calificados como altamente inseguros para la defensa de los derechos humanos.
Durante el desarrollo del tema “Feminismo incluyente:Niñas y adolescentes diversas”, Ana Francis Mor, dio su testimonio como una mujer lesbiana que vivió su niñez y juventud sin saber y conocer su preferencia sexual.
“Eso que yo sentía, estaba sistemáticamente prohibido, podemos acompañar a las infancias y a lajuventud a nombrar a la diversidad sexual para poder nombrarse y reconocerse como seres libres con derechos y oportunidades”, compartió.
Marta Ferreyra Dr. General de Autonomía y Empoderamiento para la Igualdad Sustantiva del INMUJERES, quien conversó sobre el “Empoderamiento de niñas y adolescentes: por qué y para qué”, mencionó que en la primera infancia el orden social va construyendo los conceptos de feminidad y masculinidad: términos que con rigidez, limitan la construcción de proyectos de vida y es ahí cuando se establecen roles diferenciadores que crean desigualdades para las mujeres desde que son niñas, explicó.
La clausura del Seminario de Pensamiento Latinoamericano sobre Derechos de la Infancia estuvo a cargo de niñas y adolescentes de #NuestraVozCuenta, quienes desde Colombia, Perú, México y República Dominicana recordaron los desafíos que aún enfrentan niñas y adolescentes en la socieda y en especial en las comunidades indígenas, en temas como el acceso a los anticonceptivos, el matrimonio forzado y las diversas formas de violencia a las que están expuestas, entre otros. No obstante, las jóvenes resaltaron que las niñas, adolescentes y mujeres en el mundo, y en especial en Latinoamérica, siguen trabajando para poder impulsar juntas el cambio hacia un empoderamiento propio y real.
La retransmisión del tercer día de actividades del IV Seminario de Pensamiento Latinoamericano sobre los derechos de la niñez #NiñasPoderosas esta disponible en el siguiente enlace:
https://www.youtube.com/watch?v=VYCQdPr_uRc
Les invitamos a suscribirse a nuestro canal de Youtube.
¡Agradecemos su cobertura y difusión!

Acerca de:
Ollin.TV es un canal de televisión por Internet creado como parte de Tejiendo Redes Infancia en América Latina y el Caribe una iniciativa cofinanciada por la Unión Europea, que busca contribuir al fortalecimiento y consolidación de una plataforma de defensa de la niñez y adolescencia en 20 países de América Latina y el Caribe.
El contenido de esta publicación es responsabilidad exclusiva de Derechos Infancia México A.C. / Tejiendo Redes Infancia y en ningún caso debe considerar que refleja los puntos de vista de la Unión Europea.
Contacto de prensa: Alejandra Gallardo / +52 1 55512916363 o en comunicacion@tejiendoredesinfancia.org

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba